miércoles, 14 de enero de 2009

La rueda de la fortuna

Inquieto avanza el año 2009 preso de nuevos desafíos, desconcertante y algo deslavazado, con la sensación de café recalentado también, indicio este de que el tiempo es circular y más bien elíptico, una vieja noria asociada a la fortuna que inicia su giro de cangilones de incierta sustancia, aunque siempre desbordantes de luz.
Publicar un comentario