domingo, 2 de noviembre de 2008

El pintor crepuscular

Es el artista decadente pintor de odaliscas y orientalismos en colores vivos, cuerpos misóginos de lasa sensualidad, muy al uso en su modernismo epigonal de provincias. Desde su crepuscular aristocratismo ejerció su pintura, gloria local en los círculos artisticos mas selectos de Badajoz, entre los que se encontraba el puñado de dandys sonámbulos y tarambanas que le acompañaban en sus francachelas de absenta y hetairas desfallecientes, un público de aristócratas que asistía condescendiente y sin mucha convicción a los hallazgos de su amigo el artista pero con cuyos cuadros sin duda se sentían identificados en la languidez de sus atmósferas nebulosas y finiseculares, una sensación muy en consonancia con la abulia de sus vidas que iniciaban indolentes el discurrir del siglo en una deliciosa molicie.
Publicar un comentario