miércoles, 16 de junio de 2010

Poesía pura y fútbol

Gertrude Stein bajo el estímulo de los resortes lingüísticos y la naturaleza de la comunicación  tan gratos a la poesía pura escribió

una rosa es una rosa es

generando un bucle sintáctico que nos hace recapacitar sobre el objeto de la comunicación en relación a su significado y lo surrealista que a veces esta relación entraña. Aquel locutor ibérico al decir  fútbol es fútbol seguramente participa de la misma fuente, aunque me extraña mucho que un solo periodista deportivo español haya leído algo o siquiera conozca a Gertrude Stein (porque conozco a muchos personalmente), y, aunque así fuera, no creo que el susodicho fuera consciente del significado de tal aseveración, que, por otra parte, me resulta cada día más indescifrable. Duchamp decía que todo gesto humano podía ser artístico si la persona que lo hacía tenía conciencia de ello, por eso me temo que esta frase, cuyo significado desconozco, no podríamos, de acuerdo a la premisa anterior, considerarla artística, ya que su emisor ni tan siquiera era consciente de lo que estaba diciendo. Recapacitando, podemos catalogar dicha frase, más que en la poesía pura (cuya naturaleza comparte), como muestra de un brillante surrealismo con que el suelo patrio ha contribuido a engrandecer la literatura universal desde que (el) fútbol es fútbol (?).
Publicar un comentario