El bramor del río

Bravo es el río de Burgos, arrogante bajo los puentes. Se diría infundido del espíritu guerrero de la cuadrilla del Cid que se encuentra a su paso ante las puertas de la ciudad. Ni siquiera en la noche sofrena su nervio, rielando nervioso ante la luna llena como un potro salvaje.


0